domingo, 16 de marzo de 2014

Docentes, a Laburar

Algo que me cuesta entender es cómo la sociedad se divide por el simple hecho de que haya quienes reclamen para estar mejor. En esta semana escuché de todo, desde los que defienden los reclamos de los docentes hasta los que les da igual o directamente están en contra. Un párrafo aparte es justamente este último grupo, que dentro de su conformismo deciden atacar a cada sector que se manifiesta por una recomposición salarial, y lo hacen quizás porque no tienen el valor de enfrentarse su propia realidad o se ven atrapados en un compromiso político corrupto que los "acomodó" en algún rincón endeble. Las frases son muchas: "todos los docentes tienen auto", "los maestros tienen tres meses de vacaciones y para colmo viajan a todos lados con el sueldo que ganan ¿para qué piden más?", "que vayan a laburar, para qué joden a la gente", "los chicos qué culpa tienen" entre otras. Tampoco los culpo porque hasta la propia presidenta de la Nación manifestó en Cadena Nacional algunas de estas apreciaciones y ellos, actúan casi por reflejo, pero también por "conformismo". Otros simplemente no pueden entender que los docentes ganan mal, y ellos pésimo, así que se dedican a opinar por lo bajo como si del enemigo se tratara.

Docentes marchando en Posadas

Solo quien es docente o comparte la vida con uno ellos sabe de su sacrificio y dedicación. Es verdad que tienen una importante responsabilidad al formar a nuestros jóvenes pero también, son los testigos silenciosos de nuestro futuro como sociedad. Tienen que ver como en algunos casos su director fue designado por voluntad política y más aún cuando ni título docente posee. Además, tienen que soportar aulas pequeñas que van desde los 35 hasta los 45 alumnos; de los cuales a más de la mitad no le importa aprobar, y algunas veces les dicen sin vueltas: "nosotros estamos acá para que nuestros padres cobren sus planes". Un docente enseña, pero en la casa se educa, parece que esos conceptos también se tienen de lado ya que, para el Estado, la familia es el pilar fundamental de la sociedad y en estos años cuesta cada vez más ver una familia constituida como tal, algo que quizás merezca un análisis más profundo en otra oportunidad. Hoy por hoy, un docente del secundario puede llegar a tener hasta 200 alumnos (sino más) en el caso que tenga sus horas completas, cada vez que llega la hora de los exámenes tiene que sacrificar fines de semana enteros para corregir a cada uno y con tristeza ver las notas cada vez más bajas y...que ni se le ocurra reprobarlos a todos, porque lo más probable es que termine con una "recomendación" de la dirección para que "revea" esa situación, "no sea cosa que los índices de repitencia se disparen en la provincia". Ante ese panorama de aulas saturadas, alumnos sin educación familiar y presión política/sindical, ¿qué les queda a nuestros docentes? pues aprobar y decir "si señor" a todo con tal de llegar al final del día sin dejar "locos" a todos en la familia.

Ahora imaginemos el destino de los jóvenes que logran entrar a una universidad, facultad o terciario porque es como un muro que les golpea en la cara. La realidad se hace evidente, no saben ni la mitad de lo que deberían. En algunas instituciones privadas por ejemplo, los docentes tampoco pueden reprobarlos a todos porque se quedarían sin alumnos y son ellos quienes aportan la cuota. Así que, se repite la historia. Según lo que elijan estudiar, serán profesionales que más tarde serán colegas de aquellos que fueron sus profesores, y así, la visión de mediocridad se termina haciendo realidad: personas que a pesar de haber alcanzado un título no estarán a la altura de las circunstancias y acarrearán a las aulas menos calidad de enseñanza; y todo esto, solo porque alguna vez un gobierno "no quiso que los índices de repitencia afectaran su gestión".


Creo que estos fueron secretos a voces que permanecieron muchos años lejos de los padres, de los alumnos o de la sociedad en general, historias que nadie se atrevió a contar salvo entre amigos, colegas o en alguna que otra red social, allí donde muchos se sienten medianamente seguros. Ahora, lo que más me preocupa, no es únicamente que los policías repriman a los docentes, esos que aprendieron con ellos a leer y escribir y que los acompañaron cuando reclamaban también por sueldos dignos, o que ciertos dirigentes sindicales traten por medio de la intimidación y de la fuerza obligarlos a aceptar que los resultados de "su negociación" son insuperables, o que la Diputada Provincial Noelia Leyría del Frente Renovador quiera modificar el Artículo 40 de la Constitución Provincial mediante Referéndum para asegurar que los docentes sigan en clases si o si, no, no me preocupan únicamente estas cosas, me preocupa el hecho de que en unos meses ya nadie quiera hablar de lo vivido, que quieran debatir en profundidad algo que va más allá del reclamo, me preocupa que solo quede en un anuario de fin de año que algún medio publique, que digan: "acá no pasó nada porque como ustedes bien saben, no existió, ni existirá un gobierno que haya hecho más por la educación como éste", o al menos eso es lo que por las buenas o por las malas nos quieren hacer creer así que docentes, una vez que termine el conflicto, a laburar porque sin importar lo que digan solo ustedes saben cuánto vale su trabajo, porque solo ustedes saben lo importante que es ser libres, a luchar por no dejarse intimidar y por sobre todas las cosas a laburar para cambiar esta historia, que con su ejemplo de lucha seguro nuestros jóvenes se van a formar.

Daniel Orloff, Locutor/Periodista de Multimedios Libertad
Fotos: Facebook MPL

33 comentarios:

  1. El 80% de los docentes vive dentro del casino.. o sea q tanto paros hacen si les alcanza la plata!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que hay un mal entendido,los que están todos los días en el casino son los zánganos que cobran los famosos planes que pagamos todos los que trabajamos día a día en este país generoso llamado Argentina!!!!!

      Eliminar
    2. datos extraídos del INDEC.

      Eliminar
    3. como puede saber esa persona anonima el porcentaje? una verguenza ajena en hablar asi

      Eliminar
    4. la persona anonima da porcentaje.¿?. verguenza ajena nos da haber enseñado a personas asi!

      Eliminar
    5. datos del INDEC! wow palabra de DIOS!? jajajaja borráte, un docente cobra menos de 4000 pesos, lo cual obviamente no alcanza ni para comprarse ropa. payaso

      Eliminar
    6. Anónimo. ¿No vale la pena contestarte!
      Edgardo.

      Eliminar
  2. Anónimo no conozco lo que es un casino y por lo visto vos si, pobre tu proyecto de crítica

    ResponderEliminar
  3. Anónimo, soy docente y reclamo por lo que considero es mi derecho, y te informo que no conozco lo que es un casino, pobre tu proyecto de crítica

    ResponderEliminar
  4. Interesante estadística del sr anónimo. .. de donde la habrá sacado??? Del misma lugar que se dices que hemos ganado una década? ?

    ResponderEliminar
  5. Que ignorante el que hizo el primer comentario. Tan ignorante que ni siquiera reconoce a las personas que van al casino, porque por sus dichos, él si está todo el día en el Casino. Pobre, es digno de lástima

    ResponderEliminar
  6. Esos locos docentes
    “Esos son los locos que enseñan. Yo los conozco. Los he visto muchas veces. Son raros.
    Algunos salen temprano por la mañana para estar en la escuela una hora antes, otros salen del cole una hora más tarde porque tienen miles de cosas que ordenar, revisar, limpiar, decorar y adornar en su salón...o porque algún niño se quedó esperando que vinieran por él, o porque se entrevista con padres de familia, etc. etc.
    Otros recorren todos los días varios de Km de ida .... y otros tantos de vuelta: ¡Están locos! ¿Quieren una prueba contundente de su locura? ¡¿Cómo es posible que muchos docentes se preocupen más por algunos niños que no son hijos de su sangre que los PROPIOS PADRES?!
    Sólo por no mencionar que muchas veces los maestros dejan en segundo plano a sus hijos por compromisos de trabajo.
    En verano no les dan vacaciones, sólo un receso escolar, pero no se desconectan del todo. Piensan en sus clases, preparan tareas, ejercicios y toman cursos de actualización.
    En invierno hablan mucho, siempre llevan caramelos de miel y limón en los bolsillos, otros van con una botella de agua a su lado o con sus pastillas "Vick". Su garganta siempre está dolorida, pero siguen enseñando. A veces fuerzan su voz, pero siguen transmitiendo sus conocimientos con cariño e ilusión.
    Yo los he visto, no están bien de la cabeza. Salen de excursión con sus alumnos y se encargan de gestionar autorizaciones, recogida de dinero y responsabilidad extra.
    Qué será de ellos y ellas. Por la noche sueñan con el colegio, se les aparecen planetas, ecosistemas y personajes históricos. Esto es si no se quedan levantados hasta la madrugada calificando, haciendo listas o material.
    Están mal; sacrifican sus sábados para hacer cursos de formación y no les importa perder tiempo de descanso o tiempo con su familia para renovarse.
    Dicen que son autocríticos y que hacen balance de sus experiencias educativas, que se frustran cuando no salen las cosas como esperaban, que se alegran cuando sus alumnos avanzan. Y a pesar que tengan décadas de servicio, siempre encuentran nuevas formas de hacer las cosas. Se asombran cuando comparan un ciclo escolar con otro y toman nota de lo bueno y lo malo, para el siguiente.
    Como buenos TODÓLOGOS, hacen de todo, desde atar cordones, hasta libros de actas y de contabilidad de la Cooperativa Escolar o limpiar una herida y poner una "curita" . Ya ni hablar de los festivales, organizar una kermés, campañas de salud, o el despliegue de creatividad en sus periódicos murales y manualidades.
    Están mal de la cabeza, yo los he visto. Son capaces de no tomar una Licencia Médica sólo porque no hay quien atienda su grupo.
    Muchos de ellos van a trabajar sin cobrar su sueldo, ya que hace meseees que el Estado no les paga, hay que estar medio loco para trabajar gratis...no? soportando descuentos injustos y esperando el digno salario que se merece su profesión tan mal valorada por los gobiernos de turno.
    Dicen sólo que son DOCENTES y que se sienten MUY ORGULLOSOS DE SERLO. Que si volvieran a nacer, volverían a ser maestros.
    Conozco a uno muy especial, que justo en este momento está leyendo estas líneas...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bueno y muy cierto....solo quien está todos los días en un espacio lleno de niños,libros, tizas, pizarrón,juguetes, etc,etc...sabe que esto es así!!!!!

      Eliminar
    2. Dios bendiga abundantemente a todos esos locos docentes que dejan de hacer sus cosas para atender a los pequeños.. Dios proteja a cada uno de esos locos docentes que hoy luchan por un salario mas digno y justo.. Dios conceda sabiduría y entendimiento tanto a gobernantes como a gremialistas para que lleguen a un acuerdo del que todos salgan beneficiados especialmente esos locos docentes .. Finalmente dios dios nos conceda paz y armonía para entender la situación.
      A todos buenos dias.

      Eliminar
    3. Excelente! Me vi reflejada en la descripción del "docente",es así,tal cual!

      Eliminar
  7. Cómo sabe que el 80% está en el casino, acaso está ud todo el día adentro del casino? y es tan ignorante que no reconoce a las personas que frecuentan las salas de juego? Evidentemente es una persona resentida, poco culta, es sintesis, una pobre persona, que SI, gasta todo su dinero en el casino, jajajja Pobre da lástima.

    ResponderEliminar
  8. que exelente mensaje, es exacto todo lo que dice. Es verdad lo de la repitencia, es verdad que estuvimos muchos docentes apoyando la lucha por los salarios de la policía y hoy ellos nos reprimen, es también cierto que deben cumplir ordenes, pero ellos no gastan años y años en estudios como nosotros se suben a un colectivo y no abonan pasaje..También es verdad que dedicamos muchas mas horas corrigiendo llevamos a chicos al medico, al odontólogo servimos la comida, llevamos lápices, hojas, plasticola o no trabajamos y pagamos impuestos ellos nos pagan en negro, también se olvidan los de la renovación que muchos, pero muchos docentes los votamos y hoy nos están defraudado esto también tiene un costo que algún día lo van a pagar, pero por sobre todo hay un ser superior que siempre hace justicia nada mas.

    ResponderEliminar
  9. Ma verdadera falta de respeto... ustedes q saben ñoquis... ( acompañado de la crema) los docentes se rompen el culo laburando por un pais mejor... con los planes compran porqria y lo q menos hacen es ir a la escuela yo estudio medicina y lo q agradesco a los docentes es infimito es mas convivo con ellos y son lo mejor.... y los q gastan la plata en el casino es problema de cada uno mientras q hagas lo que tengas q hacer esta bien... los choorrs son los politicos corruptos, y si la policia q son unos inutiles q por eso son policias y tienen aumento porq los docentes noo??? A razonar señores y a trabajar menos bla bla bla!!! La argentina esta quedando para atras por los gobernantes por quien mas va a ser...

    ResponderEliminar
  10. Excelente comentario Daniel Orloff, solo los docentes sabemos lo que ganamos y el trabajo que realizamos, el común de la gente no conoce nuestra realidad por eso hacen comentarios que no corresponden, y en cuanto a los casinos, los docentes también tenemos derechos a visitar cualquier sitio que nos venga en ganas.

    ResponderEliminar
  11. Seguramente sos uno de esos oportunistas políticos q viven a costillas de un puesto administrativo. ,las personas q van de seguido al casino muchas veces son personas con problemas q llenan sus vacios tristemente de está manera , los q cobran planes como se rascan todo el día viven adentro de los casinos

    ResponderEliminar
  12. Me acuerdo que antes ser Dosente era ufff ahora ya no aparte que la saciedad a cambiado mucho que no se les puede decir nada a los chicos que al día siguiente van los papás.la verdad que para estudiar majisterio es porque no podes hacer otra cosa porque después no es mucho el sueldo y hay que tener estado de ánimo para todos lis días aguantar tantos chicos. Creo que se merecen algo mas.

    ResponderEliminar
  13. .Jajaj docentes ya no se aburrieron de sus estupideces empicen a trabajar si no les alcanza salgan a vender empanada los domingos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. seguro que sos una persona que vive a costilla del gobierno de turno ...un chupamedia como dirían los chicos,una persona sin valores poco ser humano en fin poca cosa!!!! todo vuelve a ver si no sos vos el que algún día va a hacer eso.ojo no es deshonra yo lo hice para ayudar a mis hijos y lo volvería a hacer

      Eliminar
    2. Las personas piensan que ser docente es ir pararse en frente de los chicos y hablar boludeces y listo. Se olvidaron de la parte que es anterior y posterior. Preparar la clase, luego corregir las tareas (obviamente nos llevamos trabajo a casa) ya que en horario de trabajo no se puede, y el dia de mañana cuando sus hijos se reciben y son profesionales dicen: gracias a sus papás son lo que son! jajaja se olvidaron que los docentes fieron los que le guiaron siempre en sus estudios... por favor!!! queremos un sueldo digno!!!

      Eliminar
    3. Que desubicado tu comentario, pero bueno que podemos pedir en este país????es lo que hay y es lo que tenemos lamentablemente....

      Eliminar
  14. Es tan cierto todo lo que dice Daniel. Hay veces que dejamos de lado a nuestras familias para estar al día con las cosas de la escuela y ser un buen profesional,no importa si para ello tenemos que ir con zapatitos de goma que salen $30 porque con un sueldo de docente digno y honrado no alcanza para comprarse un zapato como los que usa Marilú...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. todo lo bueno que dicen del maestro, es cierto, por que hace 30 años lo soy. Lo que no puedo aceptar de una docente, es la envidia, la hipocrecia, la falta de personalidad, el resentimiento, y el poco valor que te das. Sera por eso que nunca llegaras a los tacos del zapato de Marilu. Mediocre. Con docentes como vos, pobre educacion.

      Eliminar
    2. Es mas que verdad lo que escribe, del MAESTRO. y doy fe porque lo soy hace treinta años y mi esposa tambien. Lo que no puedo aceptar de una docente es que sea, envidiosa, resentida, hipocrita, falaz, y mediocre. Sera por eso que nunca llegaras los tacos de Marilu, al menos por derecha. Mirate y date valor como persona. Con docentes como vos, pobre educacion.

      Eliminar
  15. Yo conozco de dos clases, sean maestros, doctores, policias militares, albañiles... cualquier laburante, los hay de los buenos y de los malos, pero nunca todos son santos buenos y sacrificados ni tampoco ñoquis los hay como en todos Lados de todos los colores, si les parece justo reclamen si les parece el camino recorranlo.


    ResponderEliminar
  16. Ricardo Zayas, (la publicación del 17 marzo, 2014 22:11), tu aporte lo compartí con varios colegas, es hermoso!!... te mereces nuestras felicitaciones. MUCHAS GRACIAS!!

    ResponderEliminar
  17. No puedo apoyar ningun reclamo, ninguna lucha x mas loable q sea si esta incluye tomar de rehenes a otros actores que no tienen ninguna responsabilidad en el conflicto. (en este caso: niños). Creo en la buena fe de los docenttes en buscar una salida para lograr lo q les corresponde como.para tamb para q ls alumnos puedan tener acceso a su derecho !! Gilmar.

    ResponderEliminar

San Vicente Informa no se hace responsable de los comentarios aquí vertidos.